FARINGITIS CAUSAS, SÍNTOMAS Y TRATAMIENTOS NATURALES

 

Si deseas saber más sobre la moleta faringitis y sus tratamientos naturales, te invitamos a leer este interesante artículo del Dr. José Luis Berdónces.

 

 

 

 

¿Qué es la faringitis?

La faringitis es una inflamación de la faringe que produce dolor o molestia al tragar, y frecuentemente presenta unos ganglios linfáticos por debajo de las barras de la mandíbula, que son molestos o dolorosos al palparlos. Esta inflamación provoca tos, con frecuencia seca, y es uno de los primeros síntomas de la gripe y de otros procesos respiratorios. La faringitis también puede estar causada por una alergia.

 

Tipos de faringitis

Se distinguen tres tipos de faringitis:

 

Faringitis simple. Cuello enrojecido, dolor moderado al tragar, y fiebre leve o moderada.

 

Faringitis pultácea. Presencia de pus en la faringe o amígdalas, dolor intenso al tragar, y fiebre alta (conviene acudir al médico).

 

Faringitis seca.  Mucho más irritativa, sin flemas ni expectoración.

 

Cuáles son las causas de la faringitis

La faringitis aguda es uno de los síntomas que suele acompañar a la mayoría de las afecciones de las vías respiratorias altas. Debido a la comunicación directa que existe entre las mucosas faríngea y nasal, en muchas ocasiones representa el primer síntoma de un catarro que suele acabar afectando también a la nariz. En estos casos, la garganta duele, está irritada y se nos muestra roja e inflamada, produciendo molestias más o menos importantes al tragar.

 

En otros casos, la faringitis se torna crónica, debido frecuentemente a la exposición a sustancias irritantes como la polución ambiental, el alcohol o el humo del tabaco. En otras ocasiones está producida por una irritación mecánica, como puede suceder en personas que tienen que usar mucho su voz o en aquellas que, por tener la nariz habitualmente obstruida, respiran por la boca.

 

Existe otra causa frecuente de faringitis: se trata de la edad avanzada, en la cual se suele tener una menor secreción de todas las mucosas, entre ellas las de la faringe, produciendo una tos persistente y rebelde a todo tratamiento.

 

Algunos fármacos, como algunos modernos reductores de la tensión arterial, también pueden producir tos de tipo irritativo que puede confundirse con una faringitis.

 

Síntomas de la faringitis

 

Dolor al tragar. Es el primer síntoma que se presenta y el último que se va. Se debe a la inflamación y después a la irritación de la mucosa, producida por la tos.

 

Ganglios. Suelen estar presentes en la proximidad de la faringe (en la mandíbula, cuello, y axilas).

 

Fiebre. No siempre está presente. Que tengamos fiebre no es sinónimo de sobreinfección.

 

Mucosidad o expectoración. Por inflamación de las mucosas se segrega moco, que se elimina en forma de esputos. La faringitis seca es más difícil de tratar y necesita mucha hidratación.

 

Tos. Frecuentemente irritativa por el picor extremo en la garganta.  Suele aumentar con las inspiraciones profundas.

 

Tisana para aliviar la faringitis

 

ingredientes

30g de hinojo (Foeniculum vulgare)

15g de hisopo (Hysopus officinale)

30g de erísimo (Erysimum officinale)

15g de hiedra (Hedera hélix)

 

Preparación

Poner a hervir todos los ingredientes, procurando que haya de dos a cuatro cucharaditas por taza. Se toma bien caliente. 

 

Gargarismos para aliviar la faringitis

Ingredientes

100g de hojas de zarzamora (Rubus fructicosus)

 

Preparación

Se hierven las hojas a fuego lento en un litro de agua durante cinco o diez minutos y se deja reposar otros tantos.

 

Se hacen gargarismos de larga duración, de manera que la decocción entre en contacto con la mucosa irritada.

 

 

Dr. José Luis Berdónces

Médico cirujano

Médico naturista

ESPAÑA

 

¡Esperamos que esta información te haya sido útil!

 

Recuerda seguir nuestras publicaciones de salud y bienestar a través de nuestras redes sociales @biendesalud, @perezalbela, y nuestra página web www.magnesol.pe.

 

 

12/05/2022

Compártelo