info@magnesol.pe +51 936 098 933 fb in MENU
Whatsapp

LOS RITUALES DEPORTIVOS



 

En líneas generales, un ritual supone un conjunto de acciones con los que se familiariza un sujeto, los cuales están más o menos automatizados.

 

En el deporte, son muchos los rituales que se pueden observar a través de los gestos y acciones sistematizados que muestran los deportistas. Por ejemplo, basta recordar la serie de movimientos repetitivos que un tenista puede hacer antes de cada saque (siempre los mismos y en el mismo orden); o al ver a un futbolista profesional realizando una serie de acciones para vestir sus implementos y ropa deportiva (siempre los mismos y en el mismo orden).

 

Los rituales deportivos están vinculados a todos los deportistas y deportes. Muchas veces los rituales en el deporte están asociados a las “cábalas” que supuestamente han de “brindar suerte y buena fortuna” al deportista en el camino de su mejor rendimiento; pero si el rendimiento deportivo es negativo, la cábala tenderá a cambiar y en consecuencia, lo más probable es que también se cambie el ritual deportivo; así se genera una asociación y dependencia negativa entre “cábala” (suerte), ritual y rendimiento deportivo. A nivel psicológico, dentro de un entrenamiento en habilidades mentales, los rituales poseen utilidades muy importantes. Veamos algunos ejemplos:

 

Rituales pre-competitivos. Justo en los momentos previos a una competencia, un ritual ya entrenado y automatizado ocupa la mente y el cuerpo del deportista de tal forma que no deja paso a pensamientos y sensaciones de duda y descontrol, con lo que se  elude un posible aumento de la tensión o falta de concentración.

 

En los entrenamientos. Los rituales ayudan a los deportistas a introducirse en la práctica, sirviendo como una señal que les indica que han de esforzarse y entrenar con calidad, con lo que potencian su rendimiento y se asume la sesión de entrenamiento de forma consciente.

 

Para el entrenador. Un determinado ritual puede ayudar a fomentar la cohesión grupal entre sus deportistas. Por ejemplo, en el fútbol, el entrenador permite decir las últimas palabras al capitán del equipo antes de salir al campo de juego; en el voleibol, el entrenador deja algunos minutos para que los deportistas conversen y se comprometan a dar todo de sí en la competencia, en el camerino y sin la presencia del entrenador.

 

Sin embargo, a pesar de sus múltiples utilidades, un ritual (una serie ordenada de movimientos, palabras motivantes, entre otros) resulta eficaz, única y exclusivamente cuando el deportista conoce su función y entrena de forma disciplinada (mental y físicamente).  Para que llegue a ser efectivo en entrenamientos y competencias, debe emerger y fluir del deportista de forma automática y estar incorporado en su práctica deportiva como parte de la misma.

 

El rendimiento deportivo debe sustentarse en el esfuerzo y la mejora de capacidades a través del entrenamiento; mientras que los rituales son instrumentos automatizados que han de brindar confianza y seguridad en el desenvolvimiento deportivo. 

 

Finalmente, “las cábalas” pueden ser un elemento adicional de un ritual deportivo, pero no determinante del rendimiento.

 

 

 

 

 

Mg. Franz Rivera Mansilla

Psicosociología Deportiva

franzrivera@hotmail.com

Facepage: www.facebook.com/PoderDelDeporte

Fanpage: El Poder Del Deporte AQP

 

 

Si desean tener más información sobre temas psicológicos vinculados con el deporte, les recomendamos adquirir el libro “El poder del deporte” de Franz Rivera Mansilla en la librería de su preferencia.

 

 

 

10/11/2021

Califícalo
/ 0
Compártelo
Compártelo