info@magnesol.pe +51 936 098 933 fb in MENU
Whatsapp

BIORREGULACIÓN MÉDICA



 

La Biorregulación Médica, también conocida como “Medicina Biológica Alemana”, es una terapia de medicina alternativa creada por el ingeniero alemán Paul Schmidt, quien fundó en el año 1982, una empresa llamada Rayonex Biomedical GmbH, con la que creó una tecnología para tratar enfermedades crónicas, a través de un mecanismo que al medir unas frecuencias alteradas en el organismo, causantes de los desequilibrios, se procede a estimular el cuerpo para que autorregule de manera natural esas frecuencias y las funciones que no estén trabajando correctamente, defendiéndose él mismo de las enfermedades a manera de autocuración.

 

Su principio se basa en el hecho de que las enfermedades se originan por una acumulación de toxinas en el organismo, por lo que debe ser desintoxicado, para que se estimulen los mecanismos naturales que el propio cuerpo tiene para reestablecer su equilibrio.

 

Esta medicina tiene su origen en la homeopatía, utilizando por tanto, al igual que ésta, sustancias naturales diluidas y dinamizadas según los procedimientos habituales de la homeopatía, que no tienen efectos secundarios ni contraindicaciones, siendo por tanto compatible con cualquier tipo de tratamiento que el paciente pudiera estar llevando, y que ayudan a que el organismo module los procesos biológicos de autodefensa frente a los patógenos que causan enfermedades.

 

Se trata entonces, de tratamientos medicinales con principios activos naturales en microdosis, que ayudan a reestablecer el equilibrio natural que debe existir en las células del sistema inmunitario y que por diversos factores a veces se pierde; requiriéndose por tanto, de un apoyo externo para que se regule dicha función.

 

Los múltiples componentes activos que conforman los medicamentos biorreguladores, son de origen vegetal y mineral, y ayudan a reactivar la capacidad que tiene el organismo de autorregularse, sin necesidad de esconder los síntomas de la enfermedad, sino encausarlos hacia la curación; siendo efectiva esta medicina, para tratar patologías crónicas del cualquier tipo, como las inmunitarias, articulares, musculares, nerviosas, digestivas, circulatorias, etc., en la que se realiza un test global sobre los padecimientos específicos del paciente y el estudio de su estado de salud en general, para pasar a “armonizar las frecuencias alteradas” a través de la medicina biorreguladora y si es necesario, con apoyo de “vitaminas, minerales o aminoácidos para facilitar el regreso al equilibrio”.

 

Vemos una vez más, cómo la naturaleza nos brinda todas las herramientas necesarias para proporcionarnos aquello que necesitamos, como en este caso, las medicinas para promover y activar nuestra propia curación; lo que debe sumarse a una razón más para seguir tomando acciones y conciencia sobre la importancia de cuidar el medio ambiente y su biodiversidad, ya que de esa manera, esa fuente de vida y salud siempre se encontrará disponible.

 

 

Fuentes de información:

biosalud.com

heecl.cl

lasegunda.com

27/07/2021

 

 

 

 

 

 

 

Califícalo
/ 0
Compártelo
Compártelo